Novedad:

Entendiendo el Sistema Financiero

Más en detalle

Una red que opera con un equilibrio delicado

Al ser un sistema se compone de partes que le son indispensables para su correcto funcionamiento. Si bien son muchos los factores que influyen sobre este dinámico entramado de variables, por lo menos, hay tres conceptos que se deben conocer para comprender su acción diaria. Los siguientes son elementos que a veces aisladamente (pero con más frecuencia, asociados entre sí) marcan la pauta en lo que al sistema financiero se refiere:

  1. Los instrumentos financieros: Siendo estos los que canalizan el dinero de un determinado cliente hacía una inversión específica. Los hay en forma de bonos, acciones, efectivo, depósitos y préstamos. Tienen por función transferir fondos entre sujetos.
  2. Los intermediarios financieros:Se trata de los bancos y aseguradoras que median las relaciones entre los que están dispuestos a prestar el dinero que les sobra (prestamistas), y aquellos que necesitan de esos recursos (prestatarios). Esta mediación favorece a los prestatarios pues facilita la movilización de los fondos.
  3. Los mercados financieros: De una forma u otra, es aquí donde se hacen tangibles los otros dos aspectos y constituye también la base de cualquier sistema financiero. Es en esta instancia donde se miden los prestamistas y prestatarios. Un mercado será más eficaz en la medida en que promueva una competencia sana entre las partes involucradas en la operación. Los principales mercados financieros están representados por las bolsas de valores y el mercado de divisas.

Vale acotar que la adecuada ejecución de las actividades en un sistema financiero va a determinar, de manera contundente, el progreso de un estado. En los países desarrollados este sistema establece los movimientos de los parámetros económicos en tiempo real y de él depende que la población aproveche sus recursos sin poner en riesgo la auto –  sustentabilidad de la propia economía ya que sería una mala jugada que dejaría mal parada a la población misma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*